EQUIPO NIZKOR
Información

DERECHOS


8ene02


Piden se garantice la integridad personal de dos dirigentes de población desplazada, amenazados por los paramilitares.


Antecedentes:

Óscar Giraldo quien fue directivo de Sinaltrainal en Carepa - Antioquia quien debido a su labor como sindicalista tuvo que salir desplazado de Urabá, fue vocero en la toma pacifica a la defensoría del pueblo realizada el 7 de noviembre de 2001 y actualmente es vicepresidente de la organización de desplazados USCOL, la cual es miembro de la Asociación Nacional de Desplazados ANDESCOL.

Marcos Nieves: Dirigente de la ANDESCOL y Vocero en la toma realizada en la Defensoría del Pueblo.

Los dos dirigentes de ANDESCOL desempeñaron un papel importante como voceros en la mencionada toma a la defensoría del pueblo, para esa ocasión la población desplazada de Barrancabermeja (Santander), Urabá (Antioquia) y miembros de la Organización campesina del Valle del Rió Cimitarra se tomaron de forma pacifica la Defensoría del Pueblo, algunos de ellos dentro de las instalaciones de la mencionada entidad estatal y otros en la entrada de la misma, con la finalidad de propiciar un espacio de dialogo con las entidades estatales que han desconocido permanentemente sus derechos, al amanecer del 16 de noviembre fueron desalojadas en forma violenta las familias que se encontraban en la entrada de la Defensoría. Los desplazados que se encontraban en el interior desocuparon las instalaciones conforme a lo previsto en acuerdo firmado por el Ministerio del Interior y los Dirigentes de las Organizaciones campesinas y de desplazados que participaron en la toma, donde el Gobierno Nacional se comprometió garantizar la seguridad de los dirigentes de las mencionadas organizaciones.

Hechos

Después de la toma realizada en la Defensoría del Pueblo varios de los dirigentes de ANDESCOL y miembros de esta organización que participaron en la toma han sido amenazados por miembros de los grupos paramilitares, este es el caso de Marcos Nieves y Óscar Giraldo.

Es así como los padres de Marcos Nieves quienes viven en Bucaramanga han recibido varias llamadas de hombres que se identifican como paramilitares y que señalan que ya saben el paradero de Marcos en Bogotá (Colombia) que muy pronto lo van a asesinar.

Óscar Giraldo el 27 de diciembre de 2001 siendo las 9:30 a.m se dirigía de su residencia, hacia el barrio Bosa, por medio del transporte publico cuando a la altura de la calle 68 con carrera 30 tres paramilitares lo obligaron a bajarse del colectivo que lo transportaba y subir a un vehículo Mazda blanco, dos de los paramilitares se identifican como Carlos Higuita y Alias Cordillera.

Posteriormente fue llevado a las afueras de Bogotá donde habían varios miembros de las AUC allí fue interrogado acerca del paradero y nombre de los desplazados de Urabá que participaron en la toma pacifica a la Defensoría del Pueblo y los demás desplazados que participaron en esta toma especialmente por los lideres entre ellos Marcos Nieves.

Terminado el interrogatorio y después de haber sido torturado sicológicamente ya que los mencionados paramilitares le anunciaron que lo iban a asesinar, finalmente fue dejado en libertad advirtiéndole que donde lo volvieran a ver lo asesinarían.

Solicitamos dirigirse a las autoridades colombianas para exigir del Estado:

1. Se garantice la libertad personal, la integridad personal y la vida de Marcos Nieves y Óscar Giraldo y los demás dirigentes de las organizaciones campesinas y de desplazados que participaron en la toma pacifica a la Defensoría del pueblo el 7 de noviembre de 2001.

2. Se investigue y sancione a los responsables de las continuas amenazas de que han venido siendo víctima Óscar Giraldo y Marcos Nieves.

3. Se les brinde garantías para el libre ejercicio de sus derechos fundamentales como son libertad de expresión, la libertad de asociación, de reunión, la libertad de conciencia no sean objeto de persecución.

Bogotá, 8ene02

Direcciones útiles del Gobierno Colombiano
para Solidaridad Urgente


DDHH en Colombia

small logo
Este documento ha sido publicado el 14ene02 por el Equipo Nizkor y Derechos Human Rights