Información
Equipo Nizkor
        Tienda | Donaciones online
Derechos | Equipo Nizkor       

21dic15


El último paramilitar en fuga


Tenía 52 órdenes de captura en su contra. Según datos de la Unidad de Víctimas, el frente que comandó dejó 5.500 víctimas en Putumayo. La Policía le atribuye 4.000 crímenes.

En diciembre de 2005, dos mil hombres del Bloque Central Bolívar, de las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC), entregaron las armas en Remedios, Antioquia. A los pocos días, uno de ellos huyó hacia Brasil. Se trataba de William Carvajal, alias Daniel, el jefe del frente Sur Putumayo, que hacía parte del Bloque Central Bolívar. Hasta la noche del lunes pasado, cuando fue capturado en Uraña (Venezuela), William Carvajal fue el último líder paramilitar prófugo de la justicia. Al menos así lo aseguró el comandante de la Dijín, el general Jorge Rodríguez.

Las autoridades le seguían la pista desde hace años y el Gobierno ofrecía una recompensa de $200 millones por alias Daniel. Una cifra que parece minúscula frente al prontuario criminal de este hombre, que llegó a tener en su contra 52 órdenes de captura por crímenes tan graves como asesinatos, desaparición forzada o violencia sexual en el marco del conflicto.

Era, además, un acaudalado propietario: entre 2013 y 2014, la Policía y la Fiscalía ocuparon sus bienes, avaluados en $9.200 millones, producto de las actividades de narcotráfico que el exjefe 'para' tenía en el Putumayo, donde el frente que comandaba comenzó a entrar en 1997.

La incursión paramilitar en ese departamento fue producto de la tercera cumbre de las autodefensas, por decisión de la Casa Castaño. A finales de 1997, Rafael Londoño Jaramillo, alias Rafa Putumayo, llegó a Puerto Asís acompañado por 20 hombres. Los Castaño siguieron entrenando hombres en Urabá para después enviarlos a Cali, donde eran embarcados hacia Puerto Asís. Así, de a pocos, se empezó a establecer el frente Sur Putumayo, y en ese entonces, alias Daniel era el segundo al mando. El primero era Rafa Putumayo.

Fue en 1999 cuando los paramilitares comenzaron sus masacres. Desde 1991, el frente 48 de las Farc controlaba el narcotráfico en el territorio; los 'paras' esperaban quitarle el negocio. Esperaban también, aseguraban, 'limpiar'la zona de guerrilla. Por eso, a las 11 de la noche del 9 de enero de 1999, 150 hombres del frente Sur Putumayo entraron al caserío de El Tigre (municipio La Hormiga) y mataron a 29 personas. Además, desaparecieron a otras 11 personas. William Carvajal, alias Daniel, es para las autoridades uno de los 'cerebros' de este crimen colectivo.

Por eso, una de las 52 órdenes de captura en su contra tiene que ver con la masacre de El Tigre. Igual que con las de El Placer y La Dorada, caseríos de La Hormiga y San Miguel, respectivamente. En la mañana del domingo 7 de noviembre de 1999, mientras la gente se alistaba para hacer mercado en la plaza, dos grupos del frente Sur Putumayo llegaron simultáneamente a los caseríos. En La Dorada mataron a seis personas. En El Placer, a 11; y además, durante siete años, desplazaron a campesinos y violaron sistemáticamente a mujeres y niñas.

En 2000, el frente Sur Putumayo ya tenía el control de Puerto Asís, El Placer, La Dorada, El Tigre, Santa Ana y Orito, control obtenido principalmente a punta de masacres. Iban nueve. En 2001, el jefe de Daniel tuvo una pelea con Carlos Castaño y buscó un nuevo 'padrino': en 2002 lo encontró, cuando Carlos Mario Jiménez, alias Macaco, compró el frente Sur Putumayo como si fuera una franquicia: así lo estableció la Fiscalía, que también concluyó con base en declaraciones de desmovilizados que, con este cambio, el frente viró sus actividades hacia el narcotráfico.

Además de mantener a la guerrilla lejos de sus territorios, los hombres del Sur Putumayo se dedicaron a cuidar 'cristalizaderos', cobrar por el gramaje y escoltar camiones que transportaban la droga hasta la frontera con Ecuador. Fue por temas del narcotráfico que en 2004, Rafa Putumayo fue asesinado en Medellín. Fue entonces cuando William Carvajal, alias Daniel, el hombre que capturó la Dijín el lunes pasado con ayuda de autoridades venezolanas, se convirtió en el jefe del frente Sur Putumayo. Después de que asumiera el liderazgo, el frente Sur Putumayo realizó varias masacres más: La Esperanza (2004), Puerto Asís (2004), La Dorada (2005), entre otras.

El 1 de marzo de 2006, en zona rural de Puerto Asís, el frente Sur Putumayo del Bloque Central Bolívar se convirtió en el último grupo de las AUC en desmovilizarse. Con Macaco a la cabeza, el grupo entregó 292 armas, 421 granadas y 33.592 municiones. Entre los 504 integrantes que se desmovilizaron, no estuvo William Carvajal, alias Daniel. Para ese entonces, el hombre ya había huido, después de haberse desmovilizado en el nordeste antioqueño, oculto tras la fachada de ser un simple patrullero raso del Bloque Central Bolívar.

Se mantuvo oculto hasta la noche del lunes, cuando fue capturado en un operativo de la Policía, en colaboración con la Oficina Nacional Antidrogas (ONA) de Venezuela y con la información suministrada por la Dirección de Investigación Criminal e Interpol (Dijín). Durante los años que lideró el frente Sur Putumayo, alias Daniel construyó un extenso historial de crímenes que terminaron en 52 órdenes de captura, y con una condena a 20 años de prisión por el Juzgado Promiscuo de Puerto Asís (Putumayo), por la desaparición de Jorge Isaac Tabares y su hermano, Wilson Tabares, el corregimiento de Santa Ana, municipio de Puerto Asís. Las autoridades colombianas esperan que Venezuela lo deporte en los próximos días.

[Fuente: Por María Paula Rubiano, El Espectador, Bogotá, 21dic15]

Tienda Donaciones Radio Nizkor

DDHH en Colombia
small logoThis document has been published on 23Dec15 by the Equipo Nizkor and Derechos Human Rights. In accordance with Title 17 U.S.C. Section 107, this material is distributed without profit to those who have expressed a prior interest in receiving the included information for research and educational purposes.