EQUIPO NIZKOR
Información

DERECHOS


Carta al Presidente del Consejo de Administración y responsable jurídico de Endesa España SA., D. Rodolfo Martín Villa.


Estimados Señores Directores.

Les escribimos a propósito de lo que sucede en nuestras tierras con la empresa ENDESA Chile.

Como es de su conocimiento, Uds. han pasado a tener un voto decisivo en la suerte definitiva del proyecto Ralco, dado que su Directorio ha pasado a controlar las actividades de Endesa Chile. Ya que Uds. tendrán que responder personalmente por las actuaciones de Endesa Chile, de acuerdo al Artículo 31 del Código Penal Español, queremos exhortarlos a no comprometer su responsabilidad individual en los actos de genocidio que Endesa Chile se encuentra planificado en contra de nuestras comunidades.

Como les señalamos en la reunión que sostuvimos en Santiago de Chile el 27 de Julio pasado, la empresa ENDESA Chile ha invadido con engaños y presiones nuestro territorio, construyendo si nuestra autorización la central Pangue y pretendiendo ahora construir la central Ralco, a pesar de nuestro mayoritario rechazo de muchos años, destruyendo bosques y cerros, sin contar aún con todos los permisos, incluyendo por supuesto el más importante, el de nosotros los Mapuche/Pewenche que seríamos directamente afectados por el proyecto hidroeléctrico y que somos los dueños de estas tierra, amparados incluso con la nueva Ley Indígena Chilena de 1993.

En la ocasión entregamos a ustedes abundante material explicando las irregularidades de proyecto, las presiones para conseguir los permisos ambientales, la ilegalidad del inicio de las obras, las manipulaciones y engaños para conseguir permutas, y el rechazo documentado desde hace más de diez años de los lonkos tradicionales Mapuche/Pewenche de la zona a los proyectos de ENDESA Chile.

Ya estamos cansadas/os de decir que no saldremos de nuestras tierras y que no las permutaremos ni por oro. Esperamos que Uds. entiendan que la tierra no es para nosotros una cosa transable, sino parte integral de quienes somos, el fundamento de nuestra cultura, el elemento funcional de nuestra identidad como pueblo. Si Uds. realizan actividades que atenten contra ella estarán atentando contra nuestra madre, padres, hijos, hermanos y contra nuestro grupo como tal.

Contentos hemos estado de que Uds. nos recibieran, y también de que ustedes digan que están re-estudiando el proyecto y que todavía no hay una decisión final. Queremos reiterarles que la única decisión legal u sensata que Uds. pueden tomar es paralizar las faenas, olvidarse del proyecto Ralco y conversar con nosotros de cual es la mejor manera de que Uds. se retiren de nuestro territorio, pero compensen también tanto daño que se ha hecho. Insistir con el proyecto Ralco es declararnos nuevamente la guerra. Por eso queremos informarles muy seriamente que si pretenden Uds. seguir con el proyecto se encontrarán con nuestra resistencia total, la de todo nuestro pueblo Mapuche, y la de muchos amigos alrededor del mundo.

Nosotros haremos lo necesario para defender nuestra tierra y la de nuestros abuelos y bisabuelos y tatarabuelos, y también la de nuestros niños que vienen.

Una de las cosas que haremos, con la ayuda de nuestros abogados, es iniciar acciones legales en las Cortes de España. Como sus abogados les podrán explicar, su ley penal española les prohibe ejecutar actos que lleven a la destrucción de otros pueblos. Por ejemplo, su ley penal española, en su Articulo 607, les prohibe matarnos, como también desplazarnos forzosamente o a nuestros miembros, y asimismo les prohibe someternos a todos o cualquiera de nuestros individuos a condiciones de existencia que pongan en peligro nuestra vida o perturben gravemente nuestra salud. Nosotros hemos vivido aquí desde siempre y tenemos derecho a seguir viviendo de acuerdo a nuestras tradiciones.

Esperamos que Uds. entren en razón y se den cuenta que el proyecto Ralco representa un acto criminal de acuerdo a la ley española y al derecho de gentes. No será excusa que después de su eventual voto en la Sesión de Directorio aleguen que su propósito es generar energía para el desarrollo, ya que Uds. bien saben que las consecuencias necesarias del proyecto implican la muerte de nuestros hermanos, el desplazamiento forzado de otros, la imposición de condiciones de vida que ponen en peligro nuestra existencia, en suma, el genocidio en contra de nuestro pueblo.

A su vez, esperamos que no mancillen el nombre de la empresa que dirigen, la cual se verá gravemente afectada en su reputación. Uds. tienen el deber frente a los accionistas de cuidar el nombre de la empresa. íNo empapen el nombre de ENDESA ESPAÑA con sangre indígena!.

Queremos que Uds. sepan que nuestra existencia como pueblo, como grupo étnico originario de nuestras tierras, así como nuestra vida y nuestra salud, se halla indisolublemente ligado al Río Bío-Bío, a nuestras tierras y los recursos naturales que en ella encontramos, a los espíritus de nuestros antepasados que habitan nuestros lugares ceremoniales y nutren nuestra sabiduría e identidad. Si Uds. atentan contra nuestras tierras o si Uds. pretenden desplazarnos estarán cometiendo actos de genocidio en contra de nosotros. No se hagan responsables con su voto u omisión de este crimen de lesa humanidad. Si Uds. no respetan nuestro derecho a existir como pueblo, entonces perseguiremos en sus Cortes Españolas la responsabilidad criminal individual de cada director que con su voto o con su omisión se haga partícipe del intento de destruirnos.

Nuestra lucha como Mapuche/Pewenche en contra del proyecto Ralco es la lucha de todo el Pueblo Mapuche que hace siglos venimos dando, desde la llegada en 1541 de los primeros españoles a nuestros territorios. Por ello, se adhieren diversas organizaciones del pueblo mapuche.

Esperamos que al ver la naturaleza criminal del proyecto Ralco decidan archivarlo.

Esperamos que nos dejen vivir en paz.

Firman:

  • Nicolasa Quintreman Calpán, Ilda Riquelme Huenteao y Agustín Correa Naupa por la Organización Mapu Domoche Nehuén de Alto Bío-Bío.

Adhieren las siguientes Organizaciones e Instituciones Mapuche:

  • Corporación Mapuche Xeg-Xeg
  • Corporación de Mujeres Mapuche Aukiñko Zomo
  • Sociedad Mapuche Lonko Kilapán
  • Corporación Mapuche Nehuén
  • Corporación Unión Araucana
  • Casa de la Mujer Mapuche
  • Asociación Mapuche Kona Peuman
  • Asociación Ñankucheu de Lumako.

Alto Bío-bío, Septiembre de 1999.


Editado electrónicamente por el Equipo Nizkor el 15sep99

Conflicto Bio-Bio

small logo
Este documento es publicado en la internet por Equipo Nizkor y Derechos Human Rights