EQUIPO NIZKOR
Información

DERECHOS


21ago04


Emoción y júbilo en París a 60 años de su liberación.


En una recreación del dramático gesto con el que se anunció al pueblo la liberación de París el 25 de agosto de 1944, un grupo de bomberos izó ayer la bandera de Francia en lo alto de la Torre Eiffel. Así comenzó una emocionante jornada de homenajes, espectáculos musicales, fiestas en la calle y un gran desfile militar para celebrar los 60 años del fin de la ocupación nazi en la capital francesa.

"La liberación de París es esencial en la capitulación del régimen nazi, pero es sobre todo la imagen de Francia en pie, una Francia que recupera su valor, su honor y sus derechos", destacó el presidente Jacques Chirac en la explanada del Ayuntamiento, al encabezar una de las ceremonias que emocionaron a los parisinos.

En el mismo lugar donde el general Charles De Gaulle pronunció el 25 de agosto de 1944 sus célebres palabras "íParís ultrajado, París roto y martirizado, pero París liberado!", Chirac destacó ante miles de personas protegidas de la lluvia por paraguas y pilotos: "Rindo homenaje a todos aquellos que dijeron no a la barbarie y al nazismo."

Los veteranos de guerra y antiguos líderes de la Resistencia, que expusieron sus vidas para liberar París del ejército nazi, tuvieron su propio homenaje. A varios de ellos los condecoró Chirac en la Plaza de la Concordia y en la ceremonia posterior en el Ayuntamiento, frente al Sena y la catedral de Notre Dame.

Pierre Noel, uno de los dos bomberos sobrevivientes de los seis que izaron la bandera en la Torre Eiffel hace 60 años, asistió a la ceremonia y recibió la máxima condecoración de la ciudad de manos del alcalde, el socialista Bertrand Delanoe.

A los viejos soldados se unieron miles de ciudadanos y autoridades que presenciaron, bajo la lluvia, un simulacro de la llegada de las tropas de la Segunda División Blindada del general francés Philippe Leclerc y la IV División de Infantería de EE.UU., que de rrotaron al ejército nazi. Según algunas estimaciones, cerca de 15.000 personas siguieron de cerca las celebraciones.

Decenas de actores de todas las edades recrearon en viejos tanques, coches de bomberos, jeeps de mando, ambulancias y otros vehículos la entrada de los aliados en el corazón de París. Allí, 60 años atrás, el general alemán Dietrich von Choltitz firmó el acta de rendición, tras desobedecer la orden de Adolf Hitler de destruir la ciudad.

"íParís libre!", "íViva Francia!", gritaba una multitud ante la aparición de los actores enfundados en uniformes militares o las vestimentas típicas de la época: chalecos, tiradores y boinas, en el caso de los hombres, y vestidos estampados y pañuelos en la cabeza, para las mujeres.

A la mañana, ante la tumba de Leclerc, el alcalde valoró las "acciones heroicas frecuentemente anónimas" de los miembros de la Resistencia, "que dieron su vida por los valores de la libertad".

Entre el 19 y el 25 de agosto de 1944, París --ocupada desde hacía 4 años-- se rebeló contra el dominio alemán tras el letargo del período colaboracionista encarnado en la "República de Vichy", instaurada gracias al armisticio que el mariscal Henri Petain firmó con Hitler poco antes de la ocupación nazi. Ese gobierno títere, con capital en Vichy, había controlado las tres quintas partes del país, mientras sólo los que integraban la Resistencia se oponían con firmeza al invasor alemán. De esa época datan la deportación de miles de judíos y el proceso a decenas de intelectuales y opositores.

Al fin, huelgas, combates callejeros y barricadas se multiplicaron en sus calles en una semana histórica que terminó con un saldo trágico. En total, murieron más de 5.000 personas, entre ellas 1.000 soldados de la Resistencia, 600 civiles y más de 3.000 soldados alemanes.

En recuerdo de aquellas horas, la fiesta terminó anoche en la Plaza de la Bastilla, con una fiesta en la que miles de personas vestidas con atuendos de los años 40 bailaron, desafiando la lluvia, al ritmo del swing y el jazz.

Las celebraciones continuarán hoy, en un tono más solemne, con la celebración de una misa en la catedral de Notre Dame a la que asistirán Chirac, Delanoe y los arzobispos de Washington, Berlín y Londres, entre otros.

[Fuente: Clarin, Bs As, Arg, 26ago04]

Tienda de Libros Radio Nizkor On-Line Donations

DDHH en España
small logoThis document has been published on 26aug04 by the Equipo Nizkor and Derechos Human Rights. In accordance with Title 17 U.S.C. Section 107, this material is distributed without profit to those who have expressed a prior interest in receiving the included information for research and educational purposes.