Información
Equipo Nizkor
        Tienda | Donaciones online
Derechos | Equipo Nizkor       

04feb14


La UE trabaja en un sistema para detener cualquier coche de forma remota


La Unión Europea trabaja para desarrollar un sistema que, instalado en todos los vehículos que circulen por los estados miembros, permita detener cualquier coche a distancia desde una sala de control remota en caso de que un sospechoso de diera a la fuga o no se detuviese al pedírselo.

Es lo que revelan una serie de documentos que ha publicado la organización Statewatch, que se encarga de vigilar y evaluar el cumplimiento de las libertades civiles en Europa, y de los que se ha hecho eco el diario The Telegraph. Se trata de un programa de trabajo de la European Network of Law Enforcement Technology Services (ENLETS), un comité creado para luchar contra el crimen organizado en la EU, para los años 2014-2020. En él se habla de una detención remota de vehículos, que formaría parte de una política más amplia orientada a reforzar las medidas de vigilancia y seguridad a nivel europeo.

El proyecto funcionará en base a una solución tecnológica que se implementará como un estándar en todos los coches que entren en el mercado europeo", reza ese documento. Esa es una de las claves de esta nueva iniciativa: muchas marcas incluyen este tipo de sistemas en sus vehículos, pero con la puesta en marcha de este plan, se generalizarían a todos los fabricantes y modelos.

Se calcula que estos dispositivos podrían constar en todos los coches nuevos comprados en el continente a finales de esta década. Una vez implementados, un oficial de policía podría, desde un ordenador en una sala de mando, podría controlarlos de forma remota. Estarían diseñados de forma que al accionarse se detendría la entrada de combustible y el motor del coche se detendría.

Evitar las persecuciones policiales a gran velocidad

Como decimos, los documentos publicados establecen un periodo de desarrollo para estos sistemas de unos seis años, por lo que podrían empezar a ser comunes hacia 2020. El objetivo es terminar con las peligrosas persecuciones policiales a grandes velocidades cuando un sospechoso intenta escapar, así como ir eliminando otras técnicas más agresivas para detener vehículos en lugares de seguridad especial, como son por ejemplo las barreras de pinchos que agujerean los neumáticos en algunos pasos vigilados.

"Los coches a la fuga pueden ser peligrosos para los ciudadanos. Los criminales están dispuestos a asumir grandes riesgos para escapar después de un crimen, y en muchos casos la policía no puede atraparles porque no tiene una forma eficaz de detener el coche con seguridad", se lee en ese documento.

Una medida de este estilo, sin embargo, despierta cierta inquietud entre muchos públicos, en relación con dos cuestiones distintas. Por un lado, está el problema de la seguridad física de los conductores ante un sistema que les arrebataría de forma remota el control del coche, produciendo maniobras inesperadas. Qué responsabilidad asumiría el estado estos sistemas efectivamente se instalan en todos los vehículos y uno de ellos se acciona por accidente cuando el coche viaja por una autopista a más de 100 km/h? Y qué ocurriría si hubiese un ataque malintencionado sobre esta tecnología?

"Cualquier coche conectado puede ser controlado de forma remota", ha explicado Antoine Risk, de la empresa especializada Axway. "Existen apps para smartphone que permiten controlar un coche, y en el futuro incluso detenerlo, si por ejemplo te lo han robado". El gran riesgo, explica Risk, es la ciberseguridad, y más si la policía pretende poner en marcha semejante proyecto. Sin unas medidas de seguridad sólidas y bien construidas, todo el sistema sería vulnerable.

Un dilema entre seguridad y libertad

Por otro, puede interpretarse como una violación de la privacidad y la libertad de los ciudadanos. Varias voces se han pronunciado ya en este sentido. Tony Bunyan, director de Statewatch, es una de esas voces: "Existen problemas en lo que se refiere a la detención y registro de vehículos. Tendríamos que ver en qué casos se podría usar este sistema", ha declarado.

También algunos eurodiputados se muestran críticos con esta medida. Nigel Farage, el carismático y polémico portavoz del Partido de la Independencia de Reino Unido, la ha descrito como una "imposición draconiana", sin olvidar de paso que las elecciones europeas están a la vuelta de la esquina. "La gente debe protestar contra este ataque a su libertad y votar contra un gran hermano europeo en las elecciones de mayo".

Dentro de este programa de trabajo de ENLETS se mencionan también otros puntos de acción, como mejorar y facilitar el reconocimiento de matrículas, tejer redes de colaboración entre las fuerzas policiales y las empresas privadas y desarrollar sistemas inteligentes para compartir información entre países. Aunque los sistemas mencionados para detener vehículos a distancia aún no están operativos al nivel al que estos documentos se refieren, consideran un objetivo realista que estén plenamente implementados a finales de esta década.

Un radar que detiene los coches por radiofrecuencia

Hace unas semanas nos hacíamos eco en Teknautas de otro avance tecnológico orientado a aumentar la seguridad vial, y que también apostaba por la detención automática de vehículos, aunque los matices eran muy distintos.

Se trata del sistema Safe Stop, un desarrollo británico, aún en la fase de prototipo, que no va implementado en el interior de los vehículos, sino en los radares de control de velocidad que se sitúan en las carreteras. Este sistema es capaz de anular en apenas unos segundos la electrónica de cualquier coche, siempre que este sea, por supuesto, lo suficientemente moderno como para incorporar este tipo de sistemas de control: se introdujeron en la industria de la automoción en los 70.

[Fuente: El Confidencial, Teknautas, Madrid, 04feb14]

Tienda de Libros Radio Nizkor On-Line Donations

Privacy and counterintelligence
small logoThis document has been published on 05Feb14 by the Equipo Nizkor and Derechos Human Rights. In accordance with Title 17 U.S.C. Section 107, this material is distributed without profit to those who have expressed a prior interest in receiving the included information for research and educational purposes.